16 pueblos con encanto en Navarra

Navarra es una de las tierras que más nos gustan. Eso queda más que claro. Su patrimonio y, sobre todo, sus paisajes nos tienen enamorados. Hoy, nos vamos a centrar en hablar de algunos de los pueblos con más encanto en Navarra.

Día de Navarra

Como muchos sabéis, el 3 de diciembre es el día de la Comunidad Foral de Navarra, un día perfecto para poder visitar algunos de estos maravillosos pueblos.

pueblos encanto navarra

Miguel Fabre

Pueblos bonitos de Navarra

Indudablemente, pasar unos días en alguno de estos pueblos es una maravilla, consulta aquí el listado de casas rurales en Navarra para elegir el mejor alojamiento.

Sin más dilaciones, os mostramos 16 de los pueblos más bonitos que podéis encontrar en Navarra. Si habéis visitado esta Comunidad en más de una ocasión, seguro que conoces alguno de ellos pero, ¿has visitado todos?

1. Olite

Todos tenemos la imagen grabada del castillo-palacio de Olite. Ya sólo esta espectacular construcción sería suficiente para incluir a Olite como uno de los pueblos más bonitos de Navarra, ¡y eso que es una pequeña ciudad! Residencia de los reyes del Reino de Navarra durante la Edad Media, esta y otras construcciones, como su antigua capilla o las murallas, nos retrotraen a otra época.

olite

Albert Torelló

Además del Palacio de los Reyes de Navarra, del siglo XIII, en Olite hay otros lugares de gran interés como la Iglesia románica de Santa María La Real, declarada Bien de Interés Cultural, la Iglesia de San Pedro, del siglo XIV, o el Palacio de los Teobaldos, fortificación romana que pasó a ser “El Fuerte“ con el Rey Sancho VII, en los siglos XII-XIII.

2. Puente La Reina

El Camino de Santiago dejó una huella increíble en numerosos pueblos de Navarra, dotándoles de un patrimonio arquitectónico único. Puente La Reina es, de hecho, uno de los puntos más interesantes del Camino de Santiago, puesto que es aquí donde se juntan las dos rutas procedentes de Francia, la que proviene desde Navarra y la de Aragón.

puente la reina

Aherrero

Fruto de su historia, Puente La Reina cuenta con maravillosos monumentos. Uno de los más destacados es, precisamente, su puente románico sobre el río Arga, del siglo XI, el cual es la seña de identidad del pueblo. Puedes visitar otros lugares como su muralla medieval, el Palacio del Patrimonial o la Iglesia Parroquial de Santiago, del siglo XII.

3. Ujué

Ya sabéis que nos encantan los pueblos medievales. Ujué es, probablemente, el pueblo de Navarra que mejor define esta época. La simple panorámica de este pueblo, situado sobre una colina, nos da un aviso de lo que vamos a ver. Un laberinto de casas y calles empedradas forman un entramado arquitectónico que maravillará al turista. Considerado como Monumento Nacional, estamos seguros de que Ujué te encantará.

ujue

Ignorant Walking

La joya del pueblo de Ujué es, sin dudas, la iglesia-fortaleza que corona la localidad: la Iglesia de Santa María. Construida en el siglo XI y reformada durante el siglo XIV, esta fortaleza es un excelente ejemplo de construcción románica y gótica. Puedes visitar también las ruinas de la Iglesia de San Miguel o la Casa Iriarte, del siglo XVI.

4. Artaxona

Otra maravilla medieval que podemos encontrar en Navarra es la localidad de Artaxona, en la Comarca de Tafalla. En un cerro, encontramos esta localidad de unos 1.700 habitantes, donde destaca sobremanera una espectacular fortaleza, quizás la más importante de Navarra. El Cerco de Artaxona, tal y como se denomina, es una fortificación amurallada del siglo XI y que cuenta con nueve torreones que custodian la Capilla gótica de San Saturnino, del siglo XIII. Un Monumento Histórico Artístico que bien merece una visita.

artajona

Mikel Emaldi

En Artaxona podrás disfrutar de las virtudes de todo pueblo medieval. Calles empinadas y palacios señoriales te esperan. Otros lugares de interés que puedes visitar en Artaxona y sus alrededores son la Capilla de San Pedro, la basílica barroca de Nuestra Señora de Jerusalén o los dólmenes del Portillo de Enériz y de la Mina.

5. Otsagabia

Navarra es un auténtico paraíso natural, donde zonas como los Pirineos son idóneas para una escapada. Y más concretamente, contiene lugares mágicos, como la Selva de Irati, de la que os hablamos en este artículo. Pues bien, su núcleo urbano más cercano también destaca por su belleza. Efectivamente, estamos hablando de Ochagavía (Otsagabia), el mejor ejemplo de pueblo señorial que podemos encontrar en el Pirineo Navarro.

ochagavia

Franck Barre

Ochagavía cuenta con una arquitectura rural típica del Pirineo Navarro lo que, unido con el puente de piedra que cruza el río Anduña, confiere una preciosa imagen del pueblo y su entorno. En Ochagavía puedes pasear junto a palacios medievales, como los de Iriarte o Urrutia, además de otras casas señoriales del siglo XVIII. También puedes visitar la Iglesia de San Juan Evangelista.

6. Lesaka

Perteneciente a la Comarca de las Cinco Villas, Lesaka es un pueblo con gran encanto, del que a os hablamos un poco en este artículo. Lesaka conserva su encanto de antaño, una localidad por la que cruza el río Onín que os permitirá disfrutar al máximo del Pirineo Navarro.

lesaka

BattoO

Entre los diferentes monumentos que podéis visitar en Lesaka, podemos encontrar la iglesia parroquial de San Martín de Tours, una de las más monumentales de toda Navarra y que tiene unas dimensiones más propias de una Catedral, construida desde los siglos XIV a XVIII. También puedes visitar la Torre Zabaleta, que forma una postal increíble con el puente de piedra.

7. Elizondo

En el Valle de Baztán, encontramos otro de los pueblos con más encanto de Navarra. A ambos lados del río Bidasoa, Elizondo se extiende mostrando lo mejor de la arquitectura rural, y también señorial, de la Comunidad Foral. Así, Elizondo se erige como un conjunto de caseríos y palacetes repleto de grandes balcones que enamorarán al turista.

elizondo

Ana

En Elizondo, podemos visitar numerosos edificios de interés, como es el Palacio barroco de Arizkunenea, del siglo XVIII, su ayuntamiento o el Palacio de Datue, por ejemplo. En cuanto a su patrimonio religioso, puedes visitar la Capila de Santiago, además de las ermitas de San Pedro y Santa Engracia.

8. Sangüesa

Sangüesa es una localidad repleta de monumentos, lo que le hace ser uno de los pueblos más bonitos de Navarra, a pesar de tener también el título de ciudad. Situado en este de la Comunidad Foral, es un destino perfecto para pasar unos días en un lugar lleno de historia.

sanguesa

Thierry Llansades

Entre los monumentos de interés de Sangüesa, destaca el Palacio de los Reyes de Navarra o del Príncipe de Viana, una fortificación creada en el siglo XI y reformada en siglos posteriores. También puedes visitar el Palacio de los Marqueses de Valle-Santoro, del siglo XVII, el Palacio de los Duques de Granada de Ega; del siglo XV, y, cómo no, la iglesia románica de Santa María La Real, donde destaca su maravillosa portada románica. ¡Pero en Sangüesa hay mucho más! En esta localidad podrás encontrar diferentes palacios, casa señoriales o iglesias de gran interés arquitectónico a cada paso que des.

9. Roncesvalles

Localidad que seguro os sonará por la Batalla de Roncesvalles, se trata de un pueblo con encanto navarro. Situada en el comienzo del Camino Francés del Camino de Santiago en España, su ambiente medieval te dejará ojiplático, os lo podemos asegurar.

roncesvalles

Alexander Schimmeck

Sólo tenéis que ver los diferentes monumentos, sobre todo religiosos, que se pueden visitar en Roncesvalles. Por ejemplo, podéis visitar el Hospital de Peregrinos, la Capilla del Sancti Spiritus, del siglo XII, o la Iglesia de la Real Colegiata de Santa María, donde se encuentra enterrado Sancho El Fuerte. Un pueblo privilegiado, a través del cual podréis conocer mucho más acerca de la historia de Navarra.

10. Bera de Bidasoa

Próximo a la frontera con Francia, encontramos el pueblo de Bera de Bidasoa, un pueblo pirenaico que destaca por sus casas de piedra y balcones de madera, pun pueblo señorial y elegante que se encuentra en el valle que forma el río Bidasoa. Sin lugar a dudas, un pueblo en el que perderse entre casas solariegas de los siglos XVI y XVII.

bera bidasoa

Entre sus lugares de interés, destaca la iglesia parroquial de San Esteban, la cual incluye uno de los mejores órganos románticos de toda Europa, además de su casa Consistorial y la casa Itzea, la casa de los Baroja.

11. Estella

Estella, que cuenta con título de ciudad y es la localidad más poblada de esta lista, es un lugar lleno de encanto, en pleno Camino de Santiago. Gracias a esta influencia, Estella es un auténtico lujo para aquellos turistas que se quedan embriagados con el patrimonio románico.

estella

Luis Martín Muratore

Tienes mucho que ver en Estella. Entre los monumentos que puedes visitar durante tu estancia en Estella se encuentra la Iglesia de San Pedro de la Rúa, del siglo XIII, donde destaca su claustro. También puedes visitar el Palacio de los Reyes de Navarra, del siglo XII, declarado Monumento Nacional, el Palacio de Justicia o su Castillo Mayor, así como la Basílica de Nuestra Señora el Puy.

12. Zugarramurdi

A muy pocos kilómetros de la frontera con Francia y del valle del Baztán encontramos la villa mágica de Zugarramurdi, un encantador pueblo del Pirineo occidental en el que contrastan sus calles blancas con el verde propio de la naturaleza que le rodea, así como la mezcla que ostenta de arquitectura popular con palacios señoriales.

zugarramurdi

Mikel Iturbe Urretxa

No podemos negar que por lo que es verdaderamente conocido Zugarramurdi son por sus historias encantadas que evocan tiempos de magia y aquelarres, las cuales tienen como foco principal la Cueva de las Brujas, un impresionante complejo cárstico originado por el arroyo Orabidea compuesto por un túnel natural de 120 metros de largo por 12 de alto y dos galerías elevadas sobre el cauce.

13. Amaiur

En pleno valle del Baztán encontramos a Amaiur, un pintoresco pueblo de unos 200 habitantes en el predomina la tranquilidad y la espectacularidad del paisaje de prados y montaña.

amaiur

Txema León

Un  arco en la entrada del pueblo da la bienvenida al visitante, el cual fue reconstruido recientemente, aunque las rocas pertenecientes al original se encuentran en una copia en miniatura dentro del pueblo. Una vez dentro del miso puedes observar un viejo molino de trigo rehabilitado donde puedes degustar los talos, una comida tradicional que consiste en una torta de maíz rellena de chocolate, queso, chistorra o tocino.

14. Arizkun

A pocos kilómetros de Pamplona y a escasos minutos de Elizondo aparece uno de los pueblos más trascendentales del valle baztanés: Arizkun.

arizcun

Este pueblo, el cual sigue manteniendo las arraigadas tradiciones ancestrales, se encuentra dividido en 6 barrios, en el que destaca el de Bozate, famoso por haber albergado en él a los Agotes, un grupo social marginado históricamente. Por lo que verdaderamente es famoso este pueblo es por su espectacular carnaval,  en el que se mantiene la tradición ancestral del  “Hartza”, un oso en euskera.

15. Burguete

Por su situación en uno de los lugares más salvajes del Pirineo, añadido a su paraje compuesto por prados verdes y casas pirenaicas con tejados a 4 aguas, ha sido declarado como Bien de Interés Cultural.

burguete

Bill Bereza

Este pueblo debe su origen al Camino de Santiago pues se creó para dar servicio a los peregrinos que atravesaban el Pirineo. En sus  afueras podemos relajarnos entre los bosques de avellanos y el río Urrobio, además de visitar el puente medieval románico y el dolmen y túmulo prehistórico de Lindus.

16. Etxalar

Etxalar tiene más que suficientes meritos para ser considerado uno de los pueblos con más encanto en Navarra. Entre las montañas y prados del Pirineo de Navarra, surge Etxalar. La localidad, que no llega a los 1.000 habitantes, cuenta con una rica arquitectura popular de la zona, caracterizada por casas del siglo XVI y XVII de grandes dimensiones y edificadas en sillería, con balcones de madera.

etxalar

Roberto AI

Además de un maravilloso paseo por las calles de Etxalar, te recomendamos que visites la Iglesia de la Asunción, construida en el siglo XIII, donde se conservan restos del antiguo cementero y sus estelas discoideas del siglo XVII.

Como veis, puedes disfrutar de innumerables pueblos con encanto en Navarra. ¡Aprovechad la oportunidad de visitar lugares únicos!

¡Comparte este artículo!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestBuffer this page

7 comentarios Leave new

Belleza incomensurable!!!

Responder

No he visto Murchante, claro que no están todos os habéis olvidado de la ribera de navarra

Responder
Sensación Rural
12 diciembre, 2016 10:13 am

Hola Aurora,

Además de Murchante, ¿qué otros pueblos crees que deberíamos incluir?

Responder
Félix Ibarra Salvador
15 febrero, 2017 10:13 pm

Me encantan

Responder

También creo que habéis olvidado la ribera de navarra, solo habéis sacado un 35% de lo q es navarra, la ribera del ebro con sus grandes huertas,Tudela con sus pueblos de alrededor, las bardenas reales…

Responder
Sensación Rural
20 febrero, 2017 7:58 am

¡Hola Javier!

Gracias por comentar. Tienes razón en que faltan muchos pueblos, sobre todo situados al Sur. Cuando actualicemos el artículo, nos centraremos en las zonas que nos comentas.

¡Un saludo!

Responder

Es que la ribera de Navarra, con todos mis respetos, no se caracteriza especialmente por tener pueblos bonitos. Pero tienen bonitos paisajes en algunas zonas, pueblos con mucha vida y gente majísima. Saludos!

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *