Casas rurales en Guadalajara

Hemos encontrado 261 alojamientos rurales en Guadalajara

Turismo rural cerca de Guadalajara

Situada en el noreste de Castilla-La Mancha, Guadalajara ofrece numerosos atractivos para el turista rural. Sus maravillosos pueblos, entre los que destacan Los Pueblos de la Arquitectura Negra y su entorno natural hacen que el visitante pueda disfrutar de una estancia agradable y tranquila.

Por eso, organizar un viaje pasando unos días en una casa rural en Guadalajara puede ser una buena opción.

Si ya conoces esta provincia manchega, puedes ver otras posibilidades para alquilar una casa rural en Castilla-La Mancha. Puedes elegir, y nunca fallar, entre alquilar una casa rural en Albacete, Ciudad Real, Cuenca o Toledo.

La provincia de Guadalajara contiene innumerables entornos donde disfrutar de la naturaleza. Por eso, aquí te recomendamos una serie de alojamientos rurales en Guadalajara.

Uno de esos lugares es el Parque Natural del Alto Tajo, espacio que comparte también en la provincia de Cuenca. Declarado como parque natural en el año 2000, es considerado uno de los lugares más importantes de Europa en cuanto a su sistema de cañones y hoces fluviales se refiere. La geología del Parque Natural del Alto Tajo es profundamente curiosa, dando formas a terrazas, agujas y monolitos. Algunos puntos de interés de este parque situados en Guadalajara son la Sierra de Umbría Negra, la Sima de Alcorón o el Barranco de la Hoz, por ejemplo.

En cuanto a la vegetación, prevalecen todo tipo de especies de pino, así como encinas, melojos o álamos negros. Este espacio también es declarado Zona de Especial Protección para las Aves, por lo que es un lugar idóneo para avistar rapaces como el águila real, halcón peregrino, el buitre leonado y el búho real. Si vas a Gaudalajara y quieres tener cerca este parque, puedes alquilar una casa rural en Baños de Tajo, Huertahernando o Taravilla.

Otro parque natural que puedes visitar durante tu estancia en Guadalajara es el Barranco del Río Dulce. Se trata de un lugar idóneo para practicar senderismo y ciclismo, donde se incluyen cuatro rutas distintas de diversas dificultades. Además, también es parque declarado ZEPA, donde destaca el avistamiento de aves como el avión roquero, el gorrión chillón o el roquero solitario. Dentro del propio parque natural hay vestigios de las primeras fábricas industriales en España gracias a la fábrica de papel de los Heros, primera fábrica de papel-moneda en nuestro país. Las vistas de este lugar son espectaculares, sobre todo las del Mirador de Félix Rodríguez de la Fuente.

Si quieres disfrutar de este parque, te recomendamos que alquiles una casa rural en Sigüenza o Torremocha del Campo.

Dejamos para el final otro espacio natural emblemático de Guadalajara: el Parque Natural de la Sierra Norte. Su extensa área engloba otros monumentos naturales ya establecidos previamente a esta designación, realizada en el año 2011.

El más destacado, sin lugar a dudas, es el Parque Natural de Hayedo de Tejera Negra. Se trata del hayedo más grande situado al Sur de Europa. Debido a sus atractivos colores, este hayedo dibuja paisajes salidos de cuentos de fantasía. Algunos de los sitios más remarcables del Parque Natural de Hayedo de Tejera Negra son el Cañón del río Lillas, el glaciar de La Buitrera o el Macizo del Pico del Lobo Cebollera. Durante la visita a este Parque Natural es común ver diferentes aves como los cárabos o el águila real, así como otros animales como corzos, gatos monteses o jabalíes.

Aunque cualquier momento del año es bueno para disfrutar del turismo activo en esta zona, si quieres ver los paisajes de este hayedo en su máximo esplendor te recomendamos que vayas en otoño. Si ya quieres tener una estancia de varios días, te recomendamos que busques alojamiento en pueblos cercanos. Y que sean alojamientos rurales.

Por ejemplo, podemos buscar casas rurales en Cantalojas. Se trata de un increíble lugar para el turismo rural situado en la Sierra de Ayllón, pues su clima es perfecto para el pastoreo y la ganadería de altura. Para conocer el origen de este pueblo hay que viajar hasta la época celtíbera.

Precisamente en la Sierra de Ayllón, al igual que en la Sierra de Alto Rey, donde existen casas rurales con muchísimo encanto, ya que es donde se encuentra la denominada arquitectura negra de Guadalajara. Un tipo de arquitectura que se encuentra en trámite para ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

El elemento principal de estas construcciones es la pizarra negra. Ya no sólo en la cubierta. También en los muros de las casas. Representativos de esta arquitectura son, por ejemplo, los pueblos de Majaelrayo y Campillo de Ranas. Si quieres un alojamiento rural tradicional con encanto, las casas rurales de estos sitios te parecerán perfectas.

También puedes buscar en otras zonas de Guadalajara. Aquí podrás encontrar casas rurales en Guadalajara con piscina para disfrutar con los amigos, casas rurales con jacuzzi para una escapada romántica o casas rurales con barbacoa.

Además, si te alojas por unos días en una casa rural en Guadalajara, puedes aprovechar uno de los días para hacer una visita a la ciudad.

Guadalajara es una ciudad llena de historia y de cultura, donde se establece que su territorio se asentó de forma permanente en el siglo VIII y a través de los musulmanes, aunque en las zonas colindantes existen restos arquitectónicos de los visigodos y de los romanos.

Su nombre proviene del árabe wād al-ḥaŷara, denominación que procede de los musulmanes al referirse al río Henares.

Entre el patrimonio histórico de Guadalajara podemos destacar el puente del Henares. Se trata de la construcción más antigua de la ciudad manchega y que servía de conexión con las ciudades de Toledo y Madrid. Aunque existe cierta polémica sobre el origen romano de este puente, fuentes fehacientes sitúan que la estructura actual fue construida entre los siglos X y XI en la época califal. A lo largo de su historia ha tenido que repararse debido al deterioro producido por el río Henares. La más importante se realizó durante el reinado de Carlos III a finales del siglo XVIII.

Otra construcción histórica es el Alcázar Real. Es una fortificación andalusí del siglo IX. Situado sobre el barranco del Alamín, sirvió durante años a los musulmanes como principal defensa de las entradas a la ciudad hasta la reconquista cristiana que consiguió el rey Alfonso VI de Castilla. Es en esa época cuando la construcción se reutiliza como palacio real. Con los años pasó a ser un cuartel militar para en 1936 quedar destruido, al igual que otras construcciones históricas, durante la Guerra Civil Española. Actualmente se están llevando a cabo diferentes estudios arqueológicos en esta construcción.

De visita por Guadalajara tenemos también diferentes construcciones eclesiásticas de interés para el turista. La más reconocida es la Concatedral de Santa María. Construida sobre una mezquita del siglo XIII dos siglos más tarde, su interior contiene tres naves. Una central y dos laterales. Dentro de esta Concatedral se encuentra el retablo mayor de Francisco Mir, un retablo de estilo renacentista manierista. Se trata de una de las sedes episcopales de la Diócesis de Sigüenza-Gaudalajara.

Otra construcción que no debes perderte es el Palacio del Infantado. Un palacio de estilo gótico isabelino construido a finales del siglo XV y perteneciente a la Familia López de Mendoza y Luna. Entre otros hitos de la historia española, fue el lugar donde se casó Felipe II. Como en otros casos, el edificio quedó destruido en la Guerra Civil. Actualmente, este edificio se ha reconstruido y pertenece a la Diputación Provincial de Guadalajara.

Como ya habéis visto, hay mucho que visitar en la ciudad de Guadalajara, aunque hay muchas otras construcciones y monumentos que os serán interesantes.

Como ya hemos adelantado antes, los pueblos de la arquitectura negra de Guadalajara constituyen un lugar idílico donde pasar unas buenas vacaciones. O simplemente, un lugar que visitar.

Pero Guadalajara tiene más, mucho más. La provincia manchega tiene diversos pueblos que son el destino perfecto para estar unos días de turismo activo y de estar en un alojamiento rural.

Por ejemplo, podéis ir a una casa rural en Brihuega, una villa medieval que se encuentra en perfecto estado y que se declaró en 1973 Conjunto Histórico-Artístico. En Brihuega podréis ir al Castillo de la Piedra Bermeja, de estilo románico y gótico, las murallas árabes o la Iglesia de San Felipe.

Otro destino muy interesante es la Villa Ducal de Pastrana. Esta villa se funda en el siglo XIII con la Orden Religiosa Militar de Calatrava tras la expulsión de los árabes. Entre sus monumentos que puedes visitar están el Palacio Ducal, la Colegiata de Nuestra Señora de la Asunción y el Convento del Carmen. Un lugar tranquilo con unos paisajes muy bonitos. Por eso, creemos que estar unos días en una casa rural en Pastrana puede ser muy buena opción.

Otros destinos que os recomendamos si queréis pasar unos días en una casa rural alejados del ruido de la ciudad son también Atienza y Peralejos de las Truchas.

Preguntas frecuentes antes de alquilar una Casa Rural en Guadalajara

Existen muchas zonas turísticas donde practicar el turismo rural en Guadalajara. No obstante, destaca la gran oferta de alojamientos en La Serranía, la Sierra Norte o en la Comunidad de Villa y Tierra de Ayllón.

Algunos de los pueblos donde encontrar una increíble oferta de casas rurales en Guadalajara son Sigüenza, Brihuega, Valverde de los Arroyos, Hita o Atienza.

El precio medio para alquilar una casa rural en Guadalajara puede variar, según el momento y época del año. El precio medio por persona y noche es de 27€.

En Sensación Rural, contamos con un total de 262 alojamientos rurales registrados en la provincia de Guadalajara.

La mayor demanda de casas rurales en Guadalajara se produce durante el verano y en los últimos meses del año, aprovechando fechas y puentes para una escapada.

Sin duda, uno de los aspectos más demandados para una escapada rural en otoño o invierno en Guadalajara es que el alojamiento disponga de chimenea. Eso sí, puedes buscar también que tenga piscina climatizada o jacuzzi.

El turista busca alojamientos que dispongan de barbacoa. Por otra parte, también se demanda que el alojamiento tenga disponible piscina.

Algunas casas rurales que pueden ser perfectas para una escapada en grupo son Casa Rural Rincón del Boletus, La Casilla y Los Robles, Casa Rural Albarranco o El refugio del Arte.

Los alojamientos que aceptan un alquiler completo en Guadalajara son Las Trébedes, Las casas de Durón, Casa Rural la Campiña o El Balcón del Tajuña.

Una excelente opción para una escapada en pareja en Guadalajara es alquilar uno de los alojamientos románticos de Suit Ohana, Apartamentos La Mica Real o Spa y Casa Rural Río Dulce.

Podemos destacar algunos alojamientos rurales en Guadalajara para ir con la familia, como Maison Ohana, Majada del rayo o la Casa El Buen Doctor.
;